Pistas de infidelidad

 In Detectives Barcelona, Detectives privados infidelidades

Pistas de infidelidad:

Las pistas de infidelidad son toda esa serie de comportamientos o actitudes que adopta una persona cuando le está siendo infiel a su pareja. Dentro de esas pistas de infidelidad nos encontramos con comportamientos totalmente deliberados y con otros más inconscientes. En cualquier caso esas pistas de infidelidad que deja el infiel, son en la mayoría de ocasiones percibidas de algún modo por la pareja, que empieza a notar que algo raro está pasando en su relación.

Las sospechas previas a certificar la infidelidad surgen en la mayoría de ocasiones al detectar de forma más o menos conscientes algunas de las pistas de infidelidad que expondremos a continuación.

Aunque a algunos les puede extrañar, cuando gracias a la intervención de un detective, una persona descubre que su pareja le es infiel raramente se sorprende, y lo primero que dice es “lo sabía”.

Las 8 Pistas de infidelidad:

  1. Cambio de apariencia.

Cuando el infiel inicia o pretende iniciar una nueva relación acostumbra a prestar más atención a su imagen y aspecto personal. Se trata de una serie de comportamientos típicos relacionados con la vestimenta y con la imagen. Salir más arreglado de lo habitual, actualizar el armario, adquirir ropa de marca, comprar ropa nueva y prestar una atención especial a los complementos como relojes o joyas, son sin duda unas pistas a tener en cuenta… El infiel también empieza a tener un especial cuidado con la higiene, una depilación más cuidada y frecuente, ponerse perfumes, o realizar tratamientos de belleza jamás realizados anteriormente, son sin duda pistas de infidelidad también muy comunes. Más fácilmente detectable en hombres que en mujeres, es un comportamiento común que se da en ambos sexos.

Como en todo obviamente varía en función de la persona, pero que alguien de forma más o menos repentina empiece a dedicar más tiempo, esfuerzo y dinero a su imagen y cuidado personal, es un indicativo de que puede estar viéndose con otra persona.

  1. Uso del teléfono móvil

Hoy en día el teléfono móvil es la herramienta de comunicación por excelencia, y en la mayoría de ocasiones esa comunicación no se produce únicamente vía llamada telefónica, sino más bien por redes sociales y plataformas de mensajería instantánea. Esa realidad facilita que la persona infiel pueda comunicarse con su amante a cualquier hora, estando incluso al lado de su pareja oficial. Además de las conversaciones, en el móvil uno tiene fotos, vídeos y otros materiales que quiere tener en el más absoluto secreto. Por ello cuando una persona es infiel, empieza a tener un especial cuidado con su teléfono móvil. Cambiar el pin, llevarse el móvil consigo a todos los sitios, no dejarlo nunca solo o sin vigilar, tenerlo en silencio cuando se está con la pareja, no mirarlo en su presencia o hacerlo con sumo cuidado, son algunos de los comportamientos más frecuentes que realiza el infiel.  Otro factor que debe hacer sospechar es la cantidad y frecuencia de uso. Nos referimos a cuando de repente y sin justificación aparente, la pareja empieza a consultar el móvil de forma mucho más asidua, recibe mensajes a horas no habituales, o empieza a mantener las conversaciones telefónicas en espacios en los que no se encuentra su pareja.

  1. Cambio de rutinas

La persona infiel necesita más tiempo del que necesitaba antes. Es lógico, ahora necesita tiempo para hacer lo que hacía siempre y además para hablar o verse con su amante. Ese tiempo debe sacarlo de algún sitio y es habitual que para lograrlo recurra a diferentes excusas. Dentro de las excusas más recurrentes nos encontramos con asuntos relacionados con el entorno laboral, como pueden ser reuniones de trabajo, tener que realizar más horas por algún problema surgido de imprevisto, comidas o viajes de trabajo, etc.

Otro argumento muy típico usado como excusa en las pistas de infidelidad, son los asuntos relacionados con el ocio.  Aquí nos podemos encontrar con diferentes ejemplos, personas que empiezan de la noche a la mañana a realizar actividades como salir a correr, ir en bicicleta, apuntarse a cursos de todo tipo, a aprender idiomas, etc. O personas que simplemente empiezan a quedar con mucha más frecuencia de lo común con amigos, compañeros de trabajo, familiares… Todo actividades fuera de la habitual y que se realizan siempre sin la pareja y fuera de casa.

Algunos cambios como que la pareja empiece a salir a pasear al perro, a sacar la basura o a realizar pequeños encargos que antes no realizaba, pueden parecer irrelevantes, pero en conjunto pueden ser muy reveladores.  Y es que hay que tener en cuenta que el infiel necesita encontrar pequeños momentos de soledad para contactar con su amante.

Dentro de la categoría de cambio de rutinas podemos incluir también los retrasos o las impuntualidades relacionados con los dos asuntos comentados anteriormente. Se da cuando de forma reiterada y nada habitual anteriormente, la persona empieza a llegar tarde, o a cancelar planes ya hechos, con excusas relacionadas con el trabajo o con sus nuevas ocupaciones.

  1. Cambio de amistades

Esta pista de infidelidad está relacionada con la anterior y forma parte del mismo tipo de excusa o coartada. Se produce cuando la pareja empieza a quedar con grupos de amigos que solo son de su entorno y que justifican que pueda ir sola y sin la compañía de su pareja. Pueden ser amigos de la infancia que aparecen de la nada, antiguos compañeros de trabajo con los que de forma repentina se ha retomado el contacto, o algún amigo que lo está pasando mal y con el que se queda para animarlo. De lo que se trata aquí es de disponer de una coartada, de un tiempo y un espacio propio en el que estar sin la pareja de forma supuestamente justificada.

  1. Ducharse justo al llegar a casa.

Una actitud bastante característica de las personas infieles es que de forma repentina adquieren un nuevo hábito: al llegar a casa se van directos a la ducha, en ocasiones incluso sin ni tan siquiera saludar. El infiel al llegar al domicilio,  intenta mantener el menor contacto con su pareja hasta que no sale del baño. Se trata de una conducta repetida y es una de las pistas de infidelidad más indicativas. La ducha sirve para borrar cualquier rastro de un hipotético encuentro con la amante, que permite eliminar o enmascarar olores, así como cualquier vestigio biológico. Normalmente esta nueva costumbre se acompaña con un especial cuidado con la ropa sucia que se llevaba puesta, que o bien va directa al fondo del cubo de la ropa sucia o bien va directa a la lavadora.

La inspección de la ropa sucia es una práctica muy habitual dentro de las personas que temen estar sufriendo una infidelidad. Tanto es así, que el servicio de detección de manchas sospechosas en prendas de ropa interior no para de crecer año a año.

  1. Relaciones sexuales y afectivas

Este es un tema más complicado, pues aunque muchas personas afirman que las relaciones sexuales disminuyen o desaparecen, otras tras enterarse de que su pareja les era infiel, afirman que no notaron ninguna diferencia en la frecuencia de los contactos sexuales. Algunas personas detectan algo raro, no tanto en la cantidad de veces que se producen los encuentros sexuales, sino más bien en cómo se desarrollan. Explican que encuentran a su pareja diferente, distinta forma de besar, nuevas prácticas en la cama, actitudes inusualmente cariñosas o ariscas… Sea lo que sea, lo que detecta la pareja es una actitud cambiada o inusual.

En lo relativo al aspecto afectivo dentro de la pareja ocurre algo similar. Mientras algunas personas no notan demasiados cambios, otras detectan un aumento o descenso muy acusado relacionado con las muestras de afecto o las actitudes cariñosas. Personas que se vuelven detallistas cuando no lo eran, un aumento o descenso claro de preocupación por el otro, etc.

  1. Comportamientos inexplicables

La persona infiel sin darse cuenta adopta un comportamiento nuevo, raro y extraño que acaba por descolocar a su pareja. Y es que las pequeñas pistas de infidelidad se van detectando poco a poco aunque sea de modo inconsciente. De repente la pareja tiene unas aficiones, inquietudes y gustos que hasta la fecha eran desconocidos. Algo de lo que nunca se le oía hablar se convierte en algo que siempre le gustó y le interesó. Todos estos gustos y aficiones le son muy útiles al infiel, ya que le proporcionen excusas perfectas para ausentarse y dedicarles su tiempo y su atención. Ir a ver acontecimientos deportivos o culturales por los que nunca había tenido interés con amigos o compañeros de trabajo, es un comportamiento típico del infiel. A su vez todas estas nuevas aficiones le aportan nuevas amistades, nuevas ocupaciones, nuevas excusas al fin y al cabo, para una vez más, tener argumentos que justifiquen sus ausencias, mensajes, retrasos, gastos…

Aunque existen diferentes tipos de infidelidad, por lo general la persona infiel vive la situación con cierto estrés o ansiedad, pues además de tener que mentir constantemente, sabe que de ser descubierto tiene mucho a perder. En parejas jóvenes o que llevan poco tiempo las repercusiones de una infidelidad acostumbran a afectarles solo a ellos, pero en parejas consolidadas o con hijos la cosa es más complicada. Aunque muchas relaciones puedan superar una infidelidad, lo cierto es que muchas no lo hacen, y descubrir una infidelidad puede acabar perfectamente en una separación o divorcio que termine con el estilo de vida que se llevaba hasta el momento. En cualquier caso el infiel siempre teme ser pillado. Vivir con la mentira y el temor le genera estrés, y ese nerviosismo es lógico que salga a relucir de alguna forma u otra. Lo que nos lleva al siguiente indicio de infidelidad de la lista.

  1. Intuición o sexto sentido

Aunque pueda parecer paradójico al estar hablando de infidelidades, está claro que nadie conoce mejor a otra persona que su propia pareja. Olvídate de todo lo que acabas de leer aquí, de lo que puedas encontrar por internet o de la opinión de otras personas. Si ves cosas raras que no sabes explicar, notas que algo no va bien, da igual que tu pareja no mantenga  ninguna de las actitudes de las que te estamos hablando en estas pistas de infidelidad… Haz caso a tu intuición, nadie conoce mejor a tu pareja que tú, y si tienes sospechas de que te está siendo infiel, solo te queremos ofrecer un consejo: no esperes más y busca una solución.

Algunas de las pistas de infidelidades de las que estamos hablando son percibidas claramente, otras son intuidas de algún modo y muchas no son detectadas. La persona que cree que puede estar sufriendo una infidelidad lo vive con angustia, con temor y ansiedad. Es una situación muy complicada en la que es difícil ponerse, y en la que normalmente se entremezclan dos reacciones a priori muy diferentes. Por un lado se nota algo raro que se percibe claramente, y por otro se dice a si misma que no puede ser. Auto engañarse y negar la realidad son actitudes comunes y comprensibles. La persona que teme ser engañada quiere confiar pero no puede. Tanto es así que en la mayoría de ocasiones el principal problema es la incertidumbre y el no saber. Ante esto normalmente se dan dos situaciones, o bien se opta por la solución definitiva, que pasa por la contratación de una agencia de detectives que acabe con la incertidumbre, o bien la persona que cree ser engañada actúa como detective y empieza a buscar sus propias pruebas…

En busca de pequeños rastros que demuestren la infidelidad:

Los pequeños rastros son toda esa serie de pequeñas pistas que va dejando el infiel y de las que se pueden encontrar pequeños rastros o indicios en forma de prueba. Su búsqueda acostumbra a ser el paso previo a la contratación de un detective, ya que si bien puede aportar algo más de luz a las sospechas de quien cree estar sufriendo una infidelidad, pocas veces son una respuesta definitiva, y acaba generando aún más dudas.

Debido a su doble vida la persona infiel acostumbra a tener más gastos, a llamar más por teléfono, a estar más horas fuera de casa, etc. De modo que estar atentos a los movimientos bancarios en busca de pagos con tarjeta o de retiradas de efectivo en cajeros, comprobar el kilometraje del vehículo para mirar si los kilómetros realizados concuerdan con los que se supone que deberían haberse realizado, buscar en la factura del móvil números de teléfono sospechosos, oler la ropa en busca de olores desconocidos, o mirar el WhatsApp de la pareja, son prácticas habituales. El problema es que nada de eso sirve para averiguar si efectivamente se está siendo engañado por la pareja.

Si crees que tu pareja te está siendo infiel te daremos un único consejo: no dejes pasar más tiempo. Hay que actuar cuanto antes. El tiempo en estas situaciones lo único que hace es empeorarlo todo, y no hay nada más efectivo para detectar una infidelidad que la contratación de un detective privado.

Detectives e infidelidades

La persona que acude a un detective privado para que investigue si su pareja le está siendo infiel, acude más para confirmar sus sospechas que para descubrir la infidelidad en sí. Tanto es así, que la investigación de infidelidades son actualmente los casos con mayor porcentaje de éxito en de las agencias de detectives.

Con mucha frecuencia, en la entrevista previa a cualquier investigación, el cliente nos relata muchas de las  actitudes y comportamientos mencionados, llegando a exponer incluso pistas de infidelidad aún más obvias; con lo que el trabajo del detective se centra en aportar pruebas que documenten la infidelidad. Aunque cada investigación es diferente, un seguimiento de entre 3 y 7 días acostumbra a ser suficiente.  La acreditación de la infidelidad mediante pruebas irrefutables es el principal objetivo en este tipo de casos.

Las infidelidades se dan en situaciones en las que uno jamás creería. No son pocas las ocasiones que se dan en momentos a priori muy importantes dentro de cualquier pareja: Infidelidades en fechas previas a la boda, durante el embarazo, o tras el nacimiento de un hijo son más habituales de lo que uno se podría imaginar. Tampoco son raras las infidelidades cometidas con amigos íntimos o miembros de la familia más cercana.

Si temes que tu pareja te está siendo infiel y quieres disipar tus dudas llámanos, te atenderemos de forma gratuita con la máxima confidencialidad y discreción. Tenemos experiencia acumulada en muchos casos de infidelidades y sabemos como ayudarte.

Recent Posts

Leave a Comment